La FABZ se inclina por la alternativa 3 de los posibles trazados, con condiciones

Imagen de la asamblea de la FABZ en la que se analizaron los diferentes trazados.

  • La organización subraya su apuesta por este medio de transporte como vertebrador de la movilidad en la ciudad y reclama que se reconsideren las alternativas para la zona Este

  • En su asamblea de este martes sugirió que el trazado vaya por Cesáreo Alierta hasta San José y pidió también una conexión directa y real del tranvía con la estación intermodal de Delicias


La asamblea de la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza (FABZ) celebrada este martes 29 de noviembre ha decidido por unanimidad defender la alternativa 3(avenida Navarra-paseo María Agustín) como trazado de la futura línea 2 del tranvía de Zaragoza.

El principal órgano de la federación vecinal expresó bastantes reticencias respecto al proceso participativo impulsado desde el Ayuntamiento de Zaragoza y se inclinó por un trazado para subrayar que la organización defiende el tranvía como elemento primordial en la organización de la movilidad urbana, que apuesta por la inmediata construcción de la línea 2 como importante inversión en infraestructura urbana generadora de puestos de trabajo y para invitar a la ciudadanía a que participe en el proceso de elección del trazado de la línea 2.

Pero la decisión asamblearia de la FABZ se adoptó incorporando varios matices a la elección de ese trazado.

Por un lado, se considera que las propuestas lanzadas por el Ayuntamiento adolecen de plantear otras alternativas para determinar las conexiones en la zona Este, como, por ejemplo, llevar el trazado por Cesáreo Alierta hasta San José, en lugar del previsto por paseo La Mina y Miguel Servet. Por ello la FABZ propone que se abra un debate para determinar las conexiones definitivas en esta área de la ciudad.

Conexión con la intermodal

Por otra parte, la FABZ considera que cualquier trazado que se elija finalmente para la futura línea 2 del tranvía debería ir acompañado del impulso, modificación y conclusión del Plan de Movilidad completo para toda la ciudad.

Además, la asamblea de la FABZ acordó que el órgano se inclinaba por la alternativa 3 porque es la que más se acerca a la estación de Delicias, pero se optaba por ese trayecto a condición de que se introduzca alguna modificación o enlace en el mismo que garantice una conexión real y efectiva del tranvía con el ferrocarril y los autobuses de la estación intermodal. A este respecto se indicó que en el trayecto elegido la parada del tranvía quedaría, al menos, a 700 metros de la estación de Delicias.

La asamblea de la FABZ sobre el futuro trazado de la línea 2 del tranvía fue fiel reflejo de la controversia que esta cuestión genera entre los vecinos de Zaragoza a quienes representan los intervinientes en el acto.

Movilidad

El debate trascendió la mera distribución del trazado del tranvía para abordar temas relacionados con la movilidad y el diseño urbano.

Mientras desde el Casco Histórico se insistía en reclamar su condición de espacio calmado y peatonalizado, desde la Margen Izquierda se alertaba sobre la posibilidad de que determinados trazados del tranvía supusieran bloqueos a su acceso al centro urbano.

A este respecto, también hubo unanimidad en que tanto la plataforma actual de la línea 1 como la futura de la línea 2 del tranvía debían quedar abiertas al uso por parte de los buses urbanos y de las bicicletas, “como ocurre en otras ciudades europeas en las que se ha apostado por el tranvía, que debe ser vertebrador de movilidad y trama urbana y no constreñidor de ambas”.

Plano donde se pueden apreciar los recorridos de las diferentes alternativas planteadas para la línea 2 del tranvía

Modelo de ciudad

En cualquier caso, hubo consenso en que la decisión sobre el tranvía debía adoptarse en términos de generar un modelo de ciudad y trascendiendo los intereses particulares de cada barrio, tal y como propuso el representante de La Cartuja, quien se mostró también muy autocrítico y recriminó a las AAVV no haber informado de forma suficiente a los ciudadanos tanto de este proceso como del de los presupuestos participativos, por lo que AAVV y FABZ han quedado relegadas en ambos casos, “por falta de reflexión y de dinamismo social”.

Respecto a la presencia e intervención de las asociaciones vecinales en las juntas de distrito donde se ha debatido sobre el tranvía, hubo división de opiniones. Mientras por un lado se echaba en falta un mayor protagonismo de las AAVV en el proceso, otras voces recriminaron a los responsables municipales haber hurtado el debate, sobre todo, en aquellos barrios no afectados de forma directa por el trazado del tranvía.

En cuanto a los criterios técnicos de la propuesta de alternativas de trazados formuladas desde el Ayuntamiento, se apuntó que el estudio es “muy mejorable” y se puso en duda la viabilidad de la explotación de la línea con la Y griega que se plantea a partir del cruce Miguel Servet-Compromiso de Caspe, porque esta solución no satisfará ni a los vecinos de Las Fuentes ni a los de San José, a quienes, en teoría, deben beneficiar los ramales propuestos.